IFS FOOD

La principal ventaja de IFS FOOD es construir y operar un sistema de gestión para controlar el cumplimiento total de la calidad, la seguridad y las restricciones de cumplimiento con las leyes que regulan el sector, especialmente las vigentes en los países de destino de los productos terminados.
 
Otras ventajas de la norma IFS son:
  • Mejora constantemente el rendimiento en seguridad alimentaria.
  • Aumenta la confianza entre fabricantes y minoristas.
  • Asegurar una mayor facilidad para la comparación y la transparencia a lo largo de toda la cadena de suministro.
  • Facilita el control de todas las etapas de producción, reduciendo al máximo los peligros de contaminación.
  • Aumento de la eficiencia productiva.
  • Permite a las empresas priorizar las áreas de mejora.
  • Asegura la visibilidad y permite compartir  el informe de auditoría con las cadenas de distribución más importantes a través de la base de datos IFS.
  • Facilita la consecución de la ventaja competitiva en el mercado.
  • Calificar a la empresa como proveedor de la GDO.
  • Mejoras evidentes en las instalaciones.